A lo mejor te han dicho que iniciar un negocio en Internet es mucho más sencillo y económico que montar un negocio en el “mundo real”. Pues queremos decirte que sí. Es cierto. Internet ha incorporado variables que facilitan todo.

Tener tu propio negocio en Internet puede ser la manera más rápida de tener independencia financiera, aumentar tus ingresos y desarrollarte profesionalmente en lo que tu realmente quieres. ¿No te has puesto a pensar, que puedes volver muy rentable, lo que has aprendido en tantos años como empleado?

Sea lo que sea, incluso, por rebuscado que parezca, hoy en día, en Internet hay público para todo.

No te venimos a hablar de “riquezas instantáneas” ni de dudosa procedencia (Es que ahora sacan promociones tan extrañas que pareciera que no es necesario trabajar para conseguir algo. Cuidado con eso)

De lo que, si te podemos hablar con toda seguridad, es de las ventajas de tener tu online-business. Aquí vamos:

Es fácil de crear.

Conociendo las técnicas necesarias, puedes iniciar tu negocio en internet, en un mes.   Puedes ofrecer un servicio o un producto propio.

En el caso de que lo que te interese, sea vender un producto propio y no quieres tener “stocks” físicos por no correr el riesgo de no venderlo o porque a lo mejor no cuentas con espacio en donde almacenar, puedes ganar dinero sin tener productos propios ¡eso nos ha parecido una locura! Pero es una realidad.

De hecho, mucho de lo que has comprado por Internet -libros, muebles, ropa, accesorios, etc. Nunca ha pasado por las manos de quien te lo vendió.  Esa empresa, o marca, no es dueña o proveedor natural de ese producto o servicio (por ejemplo: tiquetes aéreos) pero han establecido con éxito una tienda virtual, en donde te ofrecen lo que otros venden, a los precios que tú necesitas.

Requiere una mínima inversión inicial

Si lo comparamos con crear un negocio físico, donde tienes que gastar en documentación y trámites de todo tipo, alquiler y/o compra de un local, productos, empleados, muebles de oficina, servicios públicos, etcétera… En Internet, los gastos son verdaderamente mínimos:  hosting, dominio, sitio web ( y quizás algún servicio más, según la naturaleza de tu idea). Con eso, tienes como empezar a trabajar.

Puedes dirigir tu negocio desde cualquier lugar del mundo

¡Nos encanta esta ventaja! Ahora mismo estoy escribiendo este blog, desde mi café favorito, en Philadelphia (EEUU). También lo he hecho frente al mar y en mi home-office. ¡Un negocio en Internet te lo permite! Solo necesitas un computador y conexión a Internet y podrás administrar y tener un control total de tu negocio, no importa en qué lugar te encuentres ubicado. Así, no estás limitado a vivir o permanecer en un solo sitio.

El jefe eres tú

Tú serás el que mande en tu negocio, ya no tendrás la presión de un jefe (que pueda a veces ser asfixiante). No tienes quien te esté diciendo la hora que sales y entras, las metas que tienes que cumplir, las reuniones a las que debes ir. Tampoco tienes la amenaza de un contrato que tiene fecha de vencimiento.

En este modelo, el resultado y las ganancias de las horas de trabajo que inviertas, serán para ti, y no para los “bolsillos de otro” ¿Interesante no?

El tener tu propia empresa conlleva responsabilidades, pero valen la pena, por la libertad de elegir tus horarios, el lugar desde donde trabajas, las fechas de vacaciones, el tiempo que dedicarás a lo que de verdad te importa, tu método de trabajo, etcétera.

Mercado potencial ilimitado

A diferencia de un negocio físico donde tus potenciales clientes son de cierta zona de tu ciudad, tú tienes un mercado potencial de diferentes partes del país o incluso, del mundo. Es decir, puedes empezar a ampliar tu base de clientes y vender simultáneamente Ecuador, Argentina y México (por ejemplo).  Ese límite, lo vas estableciendo tú mismo.

En ocasiones este tema de cómo ampliar el radio y ofrecer servicios o productos a otros países, requiere solo, un poco de capacitación. Hay muchas posibilidades de hacerlo, solo que se desconoce mucho de eso.

Menos riesgo frente a crisis y recesiones

Si desarrollas bien la idea y logras llegar a clientes en diferentes países, mitigas el riesgo de que ocurra una crisis o una recesión en tu país.

Con un negocio off-line, esta es una condición más difícil de superar.

Tú eliges el tiempo que le invertirás

No tienes que abandonar tu empleo para dedicarte a tu online-business. Eso sí, tienes que dedicarle tiempo y ser enfocado con eso. Puedes destinar 8 horas a la semana o menos. Depende de los resultados que quieras obtener. Lo bueno es que puedes desarrollar tu negocio sin la presión de deudas y de fechas de vencimiento de pagos, que, por lo general, es propio de cualquier negocio físico.

Tu negocio trabaja para ti las 24 horas del día

Tu negocio estará abierto a tu mercado potencial las 24 horas del día, los 365 días del año. Y no necesitas pagar a alguien para que lo tenga abierto o lo administre. Literalmente, mientras duermes puedes estar generando ventas y moviendo tu “caja registradora”

Puedes desarrollar múltiples fuentes de ingreso

En tu negocio en internet, puedes tener varios productos propios, y también productos de otras personas.

Ejemplo: Si a ti te apasiona el tema de las mascotas: Vendes un curso en vídeo de “Como educar a tu perro”, también ofreces un libro sobre “cómo cuidar la salud de tu perro”, vendes además accesorios para vestir mascotas de unos amigos que tienen una empresa de esto, y además, recomiendas alimentos para mascotas, a través de Amazon.

Entonces, ganas por la venta de tus vídeos y tu libro, ganas comisiones por las ventas de alimento para mascotas de Amazon, y ganas también por las ventas de accesorios para mascotas.   Y eso es solo un ejemplo muy sencillo. Estas no son todas las opciones, solo algunas de las formas de desarrollar una empresa en Internet.

Y como puedes ver, eso no excluye la posibilidad de que tengas también tu sitio físico. ¡Si eso sueñas, Internet no te lo limita, al contrario, te amplía las posibilidades de lograrlo!

Tendrás una mejor CALIDAD DE VIDA

Tener nuestro on-line business, nos ha permitido conocer un estilo de vida diferente, tener más tiempo para nosotros, para nuestra familia, nuestros hobbies y para las causas que realmente nos apasionan. Esta es la ventaja que más resaltamos siempre. Poder trabajar sin presiones de que perderás tu trabajo, o con la frustración de estar invirtiendo tanto tiempo de tu vida, en la empresa de un tercero.

Aun si no tienes una idea concreta, o si la tienes, pero necesitas más “suelo” para arrancar, queremos decirte que estamos para ti.  ¡Hoy en día se pueden desarrollar online-business, casi en cualquier tema!  Sea cual sea tu pasión o aquello que sabes hacer.

Incluso, si tienes ya, una empresa off-line, pero quieres diseñar la estrategia para vender y promocionar clientes a través de Internet y ampliar tu impacto, ¡en Estartop te preparamos para hacerlo!

Suscríbete a nuestro próximo curso. Te añadiremos a una lista VIP en en la que te informaremos cuando empezamos. Además, te estaremos compartiendo tips, técnicas, herramientas, noticias. en fin. lo que te sirva para dar un giro hacia la incursión digital con tu idea de negocio.

Comentarios